agosto 20, 2020

Conoce la historia de Jorge Toledo, ingeniero mexicano poseedor de tres certificaciones CTS de AVIXA.

Tomar decisiones bien fundamentadas es crucial para conseguir los mejores resultados. Ejemplo de esto es el caso del mexicano Jorge Luis Toledo Patrón, colega de la industria AV, con quien conversamos recientemente sobre el valor que la educación y la certificación de los conocimientos han tenido en su faceta profesional.

Apasionado de la tecnología enfocada a las comunicaciones, Jorge es socio fundador de la empresa Grupo de Asesores y Consultores en Tecnología (Grupo ACT) y pertenece al selecto grupo de poseedores de una triple certificación CTS (Certified Technology Specialist): CTS, CTS-D y CTS-I, por AVIXA. “En los años recientes he notado un gran avance en la disponibilidad y uso de recursos para la formación profesional en nuestra industria. Pero no solo los integradores y proveedores de servicios nos actualizamos, también veo clientes mejor preparados e informados y con mayores recursos tecnológicos a su alcance que buscan aprovechar al máximo”, comenta Jorge al señalar la importancia de mantener al día los conocimientos.

Jorge Luis Toledo Patrón | AVIXA Jorge Luis Toledo Patrón

Desde joven, su padre alimentó su curiosidad es en la escuela secundaria que descubre su vocación. Jorge estudia Ingeniería en Electrónica y Comunicaciones, en el Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey (ITESM), y colabora con el equipo a cargo del proyecto de educación a distancia, enfocado a las tecnologías AV para las comunicaciones y videoconferencia.

Al graduarse, Jorge trabajó durante algún tiempo en una empresa de robótica, pero recibió una oferta del mismo ITESM que lo invitaba a encargarse del área AV de la Universidad Virtual en el campus de la ciudad de Aguascalientes, con el atractivo adicional de cursar una maestría en Administración de las Telecomunicaciones. De nueva cuenta, una decisión en la que elige ir hacia el lado del conocimiento.

Nace Grupo ACT

En sociedad con su amigo César Centeno, establece su propia empresa enfocada a la tecnología AV para soluciones de videoconferencia, comunicaciones unificadas y colaboración. Desde los inicios de Grupo ACT, Jorge entiende que es necesario actualizar sus conocimientos a través de libros, manuales y cursos presenciales de fabricantes, además del contacto permanente con los técnicos de las empresas de telefonía y redes.

En aquellos años, las empresas candidatas a clientes no tenían mucho conocimiento de tecnología, así que ACT emprende una exitosa estrategia de educación en la que, a través de seminarios y demostraciones, explican los beneficios de la videoconferencia, VoIP y el uso de AV para salas de reunión.

En la búsqueda de más opciones de capacitación, Jorge visita por primera vez una feria InfoComm en los Estados Unidos y queda con un gran sabor de boca después de conocer la amplia oferta educativa de la feria y de la asociación. Se hace miembro de InfoComm, ahora AVIXA, toma los primeros cursos de fundamentos en audio y video, y hace el compromiso personal de prepararse para obtener su certificación como CTS. Jorge se responsabiliza del área de Ingeniería, Diseño e Innovación y César, se hace cargo del área de Ventas y Marketing.

El conocimiento es puesto a juicio

En 2006, México inicia la transformación de sus procesos judiciales implementando los juicios orales. Los gobiernos estatales requieren de la integración de salas con soluciones de transmisión y grabación de los juicios, además de la gestión confiable y segura de todos los procesos tecnológicos asociados.

Grupo ACT participa en los primeros concursos públicos destaca por su nivel de conocimiento técnico y capacidad de implementación. La empresa se fortalece con la incorporación de Rodrigo Ortega, un nuevo socio y comienza su consolidación como una de las líderes en México en el campo de las salas de juicios orales, con más de 300 salas integradas en todo el país a la fecha.

¿Cuánto vale una triple certificación CTS?

CTS, CTS-I, CTS-D badges | AVIXA

La demanda por soluciones de salas de juicios orales y otros proyectos en corporativos fue tal, que Jorge pospuso la renovación de su certificación CTS hasta 2010. En aquel año, se encontró con un programa actualizado y un libro-guía que le ayudó a prepararse para su nueva certificación.

Por sus funciones en la empresa, decide ampliar su nivel de conocimientos y toma cursos en línea de AVIXA para fortalecerse en el campo de la instalación y presentar su examen para obtener la certificación CTS-I.

Posteriormente, en el año 2017, mucho más enfocado al diseño de proyectos y con el objetivo de implementar las mejores prácticas en la empresa, dedica sus esfuerzos de capacitación a la preparación del examen para certificarse como CTS-D y completar el triplete de AVIXA.

“Hemos ganado proyectos de empresas de origen norteamericano en las que se requiere contar con ingenieros CTS-I y CTS-D”, señala Jorge. Y más allá de beneficiar a los propios proyectos para clientes de Grupo ACT, sus certificaciones CTS les han permitido expandir su negocio a países como Colombia y Costa Rica, en donde han apoyado a empresas locales que participan en licitaciones en las que se exige un ingeniero certificado por AVIXA. En esos casos, Jorge trabaja de la mano de dichas empresas y viaja para asesorar y supervisar que todo el trabajo cumpla con los estándares esperados.

Hoy Jorge ha desarrollado un programa de capacitación para los empleados de Grupo ACT en el que se incluye la certificación en los productos y soluciones de las marcas fabricantes. “Buscamos que nuestro equipo posea los conocimientos necesarios para ser autosuficientes y no depender de la contratación temporal de programadores o técnicos de otras empresas”, advierte.

El entrevistado destaca el contraste del acceso a la información que vivió durante sus primeros años como profesional con el panorama actual. “Vemos un gran avance en este sentido, hay mucha más difusión y disponibilidad de contenidos en línea, inclusive en idioma español, con simuladores y demostraciones en vivo. Tanto fabricantes como mayoristas le dedican más atención y recursos a este tema”, agrega Jorge.

“Además, hemos aprovechado los meses de la pandemia por la COVID-19 para acelerar la preparación de dos personas, nuestro Jefe de Ingeniería y un programador, para que apliquen el examen y obtengan su certificación CTS”, agrega Jorge.

Grupo ACT | AVIXA

De acuerdo al directivo de Grupo ACT, el mercado se ha sofisticado y es mucho más competitivo, lo que trae múltiples beneficios para el cliente que, al estar mejor informado, solicita que sus proveedores cuenten con certificaciones o sigan estándares internacionales como los que dictan asociaciones como AVIXA.

¿Cómo se vislumbra el futuro cercano?

Las restricciones de movilidad y reunión que ha traído la crisis sanitaria han obligado a Grupo ACT a realizar ajustes en las soluciones de las salas de juicios orales. El día de hoy, aunque nadie está presente en la sala; ni jueces, acusados, fiscales o abogados defensores, su versatilidad permite que todas las partes se conecten desde puntos remotos con el mismo nivel de protección y encriptación de la información que se tenía previamente, además de las funciones de grabación, transmisión y la gestión de todo el proceso.

“Seguimos trabajando en mejorar y adaptar la plataforma de juicios orales a las nuevas necesidades”, apunta Jorge. “Retos como el de estas salas nos obligan a estar al día y hasta un paso más adelante en las tecnologías de comunicaciones unificadas, redes para audio y video 4K y 8K, AV por IP, sistemas híbridos y lenguajes de programación avanzada para desarrollar integraciones entre diversas plataformas y automatización que puedan ser útiles para los proyectos del futuro cercano”.

Según Jorge, la velocidad con la que se han adoptado el uso de plataformas de videoconferencia nos traerá nuevas aplicaciones en soluciones como call centers para instituciones bancarias, en las que habrá un mayor nivel de interacción y confianza con los usuarios. En los corporativos, las salas cambiarán para celebrar reuniones híbridas; mientras que los salones y laboratorios escolares deberán ser equipados con más recursos de audio y video, cámaras y licencias para utilizar diferentes aplicaciones.

“La palabra clave es la integración de soluciones, optimizar recursos e inversión”, afirma. “Debemos aprovechar nuestros conocimientos para innovar y satisfacer las necesidades de comunicación de los clientes. Desde una sala de juicios orales para el gobierno estatal, hasta la graduación escolar en la que proveemos una solución de ceremonia virtual con contenidos pregrabados, transmisión vía streaming y la entrega de señal a través de redes sociales como Facebook o YouTube”, finaliza Jorge.

Sin duda, la historia de éxito profesional de Jorge Luis Toledo Patrón ha estado marcada por su apasionado interés en la educación continua y una sucesión de decisiones que han puesto a lo importante por encima de lo urgente.

Related Topics

Diversity Council Spotlight

Related Content